Violencia doméstica

cta 1700

Violencia doméstica

Escrito por  Dra. Victoria Silva
Viernes, 30 de Noviembre de 2012 08:00
https://www.institutoneurociencias.med.ec/blog/item/853-violencia-doméstica
No fue hasta 1960, cuando se reconoció que la violencia y el maltrato en el ámbito familiar eran un problema social. No fue hasta 1960, cuando se reconoció que la violencia y el maltrato en el ámbito familiar eran un problema social.

La violencia doméstica podríamos designarla como el uso deliberado de la fuerza para controlar o manipular a un miembro del hogar. Se trata del abuso psicológico, sexual o físico que sucede entre personas relacionadas afectivamente, como son marido y mujer o adultos contra los menores que viven en un mismo hogar.  

La violencia psicológica se detecta con mayor dificultad. Quien ha sufrido violencia física tiene huellas visibles y puede lograr ayuda más fácilmente. Sin embargo, a la víctima que lleva cicatrices de tipo psicológicas le resulta más difícil comprobarlo.

También lo dificulta, la habilidad manipuladora de su esposo que presenta a su esposa como exagerada en sus quejas o simplemente como loca.

Manifestaciones de violencia psicológica: 

a) Abuso verbal: Rebajar, insultar, ridiculizar, humillar, utilizar juegos mentales e ironías para confundir, etc.  

 b) Intimidación: Asustar con miradas, gestos o gritos. Arrojar objetos o destrozar la propiedad.  

c) Amenazas: De herir, matar, suicidarse, llevarse a los niños.  

d) Abuso económico: Control abusivo de finanzas, recompensas o castigos monetarios, impedirle trabajar aunque sea necesario para el sostén de la familia, etc. 

e) Abuso sexual: Imposición del uso de anticonceptivos, presiones para abortar, menosprecio sexual, imposición de relaciones sexuales contra la propia voluntad o contrarias a la naturaleza. 

 f) Aislamiento: Control abusivo de la vida del otro, mediante vigilancia de sus actos y movimientos, escucha de sus conversaciones, impedimento de cultivar amistades, etc.  

g) Desprecio: Tratar al otro como inferior, tomar las decisiones importantes sin consultar al otro. 

Lo recomendable es buscar ayuda profesional, si no hay intervención y la relación continúa, hay una gran posibilidad de que la violencia haga una escalada y su severidad aumente. 

-    A menos que el golpeador reciba ayuda para aprender métodos apropiados para manejar su conducta, la etapa de calma o arrepentimiento sólo durará un tiempo y volverá a comenzar el ciclo. 

-    Hay que conocer que LA PERSONA AGRESORA NO SE CURA POR SI SOLA, debe tener un tratamiento. Si la pareja permanece junta, el ciclo va a comenzar una y otra vez, cada vez con más violencia.  

Para más información consulte a su especialista.

Modificado por última vez el Martes, 23 de Abril de 2013 10:16
Dra. Victoria Silva

Dra. Victoria Silva

Médico Especialista en Psiquiatría
Diplomado en Terapia Familiar Sistémica 
Master en Dificultades de Aprendizaje
Médico Tratante de Consulta Externa Instituto de Neurociencias

Banner

AGENDA

Actualmente no hay eventos programados.
Ver Más Eventos

Boletín de Noticias

inc boton

string(8) "mainmenu"